Quadriga® 2012-2016  Ciencia - Conocimiento - Libertad www.laquadriga.com

Imprimir

7 de noviembre de 1889, los costarricenses sitian la ciudad de San José

on . Posted in Contemporánea

Ratio:  / 1
MaloBueno 

Rafael Obregón Loría
Tomado de Hechos Militares y políticos. MHCJS.1981

Al aproximarse el término de la administración del licenciado don Bernardo Soto fueron postulados como candidatos a la presidencia de la República el licenciado don Ascención Esquivel, por el Partido Liberal Progresista, y el licenciado don José Joaquín Rodríguez, por el partido Constitucional.
La campaña electoral fue dura y apasionada, y los miembros de la oposición, que eran los partidarios del señor Rodríguez, alegaron que el gobierno apoyaba la candidatura del señor Esquivel, y cierto o no cierto, le pusieron el mote de candidato oficial. El 3 de noviembre se iniciaron las elecciones de primer grado, en las cuales el partido Constituciones obtuvo la mayoría, lo cual llenó a sus adherentes de gran alegría y entusiasmo. Pero muy pronto habría de presentarse un serio incidente.
7 nov 1889 01Tapa del libro más completo acerca del hecho histórico de la noche del 7 de noviembre de 1889 de don José María Pinaud.En la tarde del 7 de noviembre algunos policías, debidamente uniformados, salieron de su cuartel y recorrieron varias céntricas calles de San José vivando al candidato don Ascención Esquivel y dando mueras al candidato opositor don José Joaquín Rodríguez. Importante es consignar aquí que el señor Esquivel se mostró muy contrariado con la actitud de aquellas gentes, y consideró que le habían hecho un grave daño.
El jefe de la policía, coronel don Narciso Blanco, acudió rápidamente y ordenó a los policías regresarse al cuartel, pero ya era tarde pues los rodriguistas habían decidido tomar medidas para defender su triunfo que creían seriamente amenazado. Y así los jefes de ese partido, don Rafael Iglesias Castro principalmente, lograron que gentes de los pueblos vecinos de la capital como también de Cartago y de Heredia acudieran esa noche a la ciudad de San José, a la cual se le puso sitio; la concentración fue enorme y algunos calcularon que ascendía a siete mil personas armadas con escopetas, revólveres, machetes y hasta de garrotes.
Situadas esas gentes en distintos lugares de la ciudad pero principalmente en el alto de la estación al Atlántico, exigían que el Presidente don Bernardo Soto abandona el poder y dejara en su lugar al doctor Carlos Durán, tercer designado a la presidencia de la República. A menudo se oían disparos de parte de los revolucionarios y también de parte de las tropas acuarteladas. Se presentaron desde luego algunos incidentes; por ejemplo, en las vecindades de la fábrica de licores hubo un encuentro de grupos armados de los dos bandos, con un saldo de dos muertos y cuatro heridos. En la noche frente a la Casa de Gobierno una bala que se sabe de dónde procedía acabó con la vida de don Teodorico Quirós, persona de mucha estimación.

7 nov 1889 02Fuente: José María Pinaud. La epopeya del civismo costarricense: el 7 de noviembre de 18897 nov 1889 03Fuente: José María Pinaud. La epopeya del civismo costarricense: el 7 de noviembre de 1889

Aunque el Presidente Soto sabía que aquellas gente estaban mal armadas, y que podían muy bien dominar la situación, no quiso que hubiese derramamiento de sangre, y optó por resignar el poder en el doctor Durán. Actitud verdaderamente grande y noble de aquel ilustre gobernante.

Opina y recomienda

Share on Myspace

Artículos relacionados

Geografía de Costa Rica